Páginas

martes, 5 de octubre de 2021

BUSCANDO EL AIRE DE LA SIERRA

02/10/2021
Este fin de semana ha sido uno de esos que debería quedar retratado en nuetsra memoria, aunque sólo sea por el indiscutible hecho de que no hicimos fotos.
Tras contar hasta 213 curvas en el puerto de La Sía nos juntamos Arturo, Afri y Ampare para explorar en la C913.
Así como la aproximación se nos hace un poco larga, los pozos se nos hacen cortos y entretenidos, en varias ocasiones “se vuela la servilleta” y “¡caramba!” todos llamamos al “Uuuh” en algún fraccionamiento.
Llegamos al cruce entre el vivac y el camino a punta y vemos que Er Cristian no bebe, no come, no fuma, no mira piedras… Er Cristian “sóoolo traabajaa aaamigoo”. Así que sin más dilación nos dirigimos a nuestro objetivo: el aire de las sierras.
Esta espectacular zona de la cueva se caracteriza por tener unas impresionantes sierras que nos dejan a todos boquiabiertos, nos vemos obligados a detenernos unos istantes a atesorar. A continuación encontramos una impresionante piscina de moonmilk (tipo la caja fuerte del Tío Gilito) a partir de este punto a resolver misterios.
Nada más empezar, una descontrolada estalactita ataca a Arturo cayendo del techo directa a su mano y rompiendo su reloj.
Ratoneamos por distintos sitios y decidimos bajar un pozo que encontramos en un tapón de bloques, ya con los pies en el suelo vemos que todos los caminos llevan a un pequeño paso descendente no apto para humanos.
Topografiamos las siguientes incógnitas, un par de cortocircuitos, algún tubo y quedan pendientes dos ventanitas con aire que necesitan ampliación.
Ya de vuelta, bajamos el desfonde que da acceso al área de las sierras, quedando otro misterio resuelto.
Llegamos por fin al hogar de la 913 y empezamos los quehaceres entre sensaciones ya olvidadas.
La salida del domingo fue a ratos tranquila, a ratos regada, sobre todo en el P.60 donde no se podía ni mirar para arriba.
Participantes: Cristian Sampedro, Arturo Martínez y África Márquez.